Editor's pick: lo que hay que ver en agosto

Editor's pick: lo que hay que ver en agosto

28 julio 2017

En esta sección te presentamos una selección hecha por nuestro staff interno, con base en el talento que sentimos vale la pena destacar. Sabemos que estas propuestas encontrarán su camino, como tantas otras que hemos tenido el gusto de presentar en el Foro del Tejedor y que han llegado muy lejos. ¡No te los pierdas!

Joaquín García & Matt Kivel

Joaquín García es un artista que desfila tras el circuito de bares de la ciudad de México: una voz tan potente que no necesita más para sobreponerse al bullicio de las conversaciones y de los vasos y botellas. Su independencia le ha otorgado un sello característico: con tan sólo una guitarra y un micrófono arriba del escenario, logra atraer una amalgama de sonidos diferentes y propositivos. Hizo su debut musical con The Local Universe, un disco que conserva canciones honestas, inteligentes y con mucha fuerza musical.

Por su parte, Matt Kivel es un artista estadounidense de folk que promociona su disco Fires on the plain, donde ha colaborado con músicos de la talla de Bonnie Prince Billy y Robin Peckold (integrante de Fleet Foxes). Kivel es un músico comprometido, que ha sido reconocido dentro de la música independiente de su país como lo que es: un artista dedicado a crear y experimentar con nuevos sonidos.

En esta ocasión, Pedro y el Lobo presenta una mágica noche en la que estos dos excepcionales músicos se reúnen para ofrecernos una noche llena de complicidad: una combinación explosiva para los amantes del folk y la música independiente. Reserva tu lugar aquí.

Cine Jazz: “2001: Odisea en el espacio”. Música por: De algún tiempo a esta parte

Amante del cine que se respeta conoce la importancia de Stanley Kubrick dentro del imaginario colectivo. Una mente maestra que ha influenciado de gran manera a los directores de cine de la actualidad, y cuyas películas continúan siendo atemporales.

2001: Odisea en el espacio es una de las películas más reconocidas del cineasta norteamericano, y narra distintos periodos históricos desde el particular lente de Kubrick. Es una de las películas de ciencia ficción más aclamadas de la historia del cine, y considerada una pieza de culto para los fanáticos de la industria cinematográfica. La línea argumentativa gira en torno a la evolución del hombre a lo largo de varios millones de años, así como la historia del ordenador HAL 9000 y su rebeldía frente a sus creadores. Kubrick replantea las nociones de la evolución y hace una metáfora del futuro sumamente interesante.

Por otro lado, el concepto de Cine Jazz revive la experiencia original de las películas con música acorde a nuestra época, creando una síntesis histórica. Durante los años ochenta y noventa, en Europa se comenzó a utilizar teatros para ver con nueva frescura los clásicos del cine mudo, musicalizados por grupos de jazz de buen cartel. Foro del Tejedor rescata esa idea para trasladarlo a un espacio íntimo, que permita abordar el cine desde una perspectiva innovadora.

En esta ocasión, la música corre a cargo de De algún tiempo a esta parte, una banda que toma lo mejor del trip-hop, la música minimalista, el rock psicodélico y muchos géneros más para ofrecer una experiencia alucinante. 

Valeria Rojas

Valeria Rojas ha sido, desde hace ya algunos años, integrante de la aclamada agrupación de música tradicional los Folkloristas: una banda que lleva más de cincuenta años preservando la música y las manifestaciones culturales propias de nuestro país y de diversas regiones. La carrera de Valeria nació enmarcada en este proyecto, El proyecto solista de Valeria es sumamente interesante: la cantante presenta una muestra imperdible de sonidos y cantos propios de México que nos conectan con nuestra tierra y nuestras raíces, y nos recuerda la importancia de preservar la multiculturalidad del país.

Aunque la carrera de Valeria Rojas como solista apenas está despuntando, vale la pena darse la oportunidad de admirar su fuerte presencia en el escenario, que nos deslumbra a partir de sus portentosas interpretaciones. Un espectáculo que se nutre del folclor de América Latina: las habaneras cubanas, el vals peruano, la nostalgia del bolero, la frescura del jazz y el arrabal de las rancheras, todo esto aderezado con el carisma de Valeria; así que, si lo tuyo es la música tradicional mexicana y buscas reencontrarte con las raíces de nuestro colorido país, no te puedes perder este evento. Haz clic aquí para buscar tus boletos.


Una tarde de té (y mezcal): Leticia Servín, Enrique Quezadas y Jaime Ades

Del mítico programa Tarde de té que se emitiera en el año 2004 por Canal Once, llega una propuesta desenfadada, con tres cancionistas que reúnen sus voces, su música y su talento para crear una atmósfera cálida. Tarde de té juega con las nociones del encuentro casual, de las charlas entre amigos y de aquel programa que se convirtiera en un pretexto perfecto para compartir canciones y anécdotas de todo tipo: Leticia Servín, Enrique Quezadas y Jaime Ades conforman una mancuerna excepcional. Las tardes de té celebraban las composiciones de estos tres maestros de la canción y ponían sobre la mesa el proceso creativo de cada una de ellas, ofreciéndole al público una agradable combinación que conjugaba la música, la inspiración y la intimidad de una charla de café.

Leticia Servín es cancionista de corazón: comenzó a cantar a los siete años y no se ha detenido desde entonces; es una cantante con voz privilegiada que ha llevado su música como estandarte a todos los lugares que visita. Enrique Quezadas, por su parte, es un reconocido compositor, pianista, novelista, psicoterapeuta y lo que se sume a la lista: un hombre ecléctico, que igual ha hecho música para televisión como para orquesta. Y por último, Jaime Ades, que nació en la escena independiente de Coyoacán como cancionista de calle: es trovador, poeta y promotor, que ha llevado su pasión por la música a grandes latitudes, expandiéndose hasta el público infantil.

Leticia, Enrique y Jaime siguen siendo grandes amigos que se reúnen a celebrar la vida a través de sus canciones; por, eso trece años después de aquel 2004, los tres cancionistas se reúnen en un concepto de charla de tarde con canciones apacibles, para contar su andar en forma de canción. Una tarde íntima, que seguramente te dejará con un gran sabor de boca. ¡Compra aquí tus boletos!